Tag Archives: consejos para practicar

Inglés a través de podcast

Internet ha supuesto el gran cambio a la hora del aprendizaje de idiomas. Ha tomado parte de las funciones del profesor de idiomas y ha dejado al alumno la función de buscar los materiales y la forma de seguir mejorando fuera de las clases.

En esta nueva ola de materiales, los podcasts se han convertido en una buena alternativa a los vídeos y a las aplicaciones, pues no necesitas estar pendiente de la imagen y no tienes porque interactuar continuamente. Esa forma de seguir con el inglés, es buena para personas que suelen usar el transporte público o el coche para ir a cualquier destino, pues activan sus auriculares o el Bluetooth en su automóvil y se dejan llevar por programas de muy diversa índole.

Personalmente, el inglés a través del podcast gana cuando viene por parte de una institución como lo es la BBC. Su programa Learning English está entre uno de los más descargados en este área. Política, sociedad o cultura, tienes un amplio abánico de temas para escuchar.

Otro de los podcast que causaron sensación relativamente hace poco fue la novela radiofónica por episodios Serial. Doce episodios que harán la delicia de cualquier fan de Agatha Christie y que harán que escuches inglés a la vez que estás pendiente de quién asesinó a Hae Min Lee.

Y, ¿qué me dices de escuchar solamente los diálogos de una película? En Podcast movies in English tienes desde 300 a Pretty Woman. Sin duda, algo totalmente diferente.

Por último, pero no peor, el programa English as Second Language, donde 3 veces por semana tenemos la opción de escuchar a un profesor hablar sobre diferentes temas como el café o la historia en diferentes frases.

Aprender inglés a través de podcast es posible y con todos estos programas, podrás hacerlo en tus ratos de ocio sin darte cuenta.

Guía práctica para clases particulares

profesor personal

Guía práctica para clases particulares

Tener un tutor particular parece sacado de un libro de Charlotte Brönte, en el que las gobernantas vivían aún en este mundo y enseñaban a los pequeños idiomas, artes y se dictaban clases de civilización y protocolo.

Sin embargo, tener un profesor particular puede ser una de las mejores oportunidades para aprender un idioma, siempre y cuando dispongas de los medios para poder pagar los servicios de dicha persona. Ya que claro, para un profesor tener un solo alumno, no va a ser demasiado redituable a menos que el precio sea alto. Pero si el dinero no es importante para ti, y si lo es el amor a las artes, las letras y los idiomas, podrás aprovechar de esta oportunidad.

Es cierto que los cursos regulares son buenos, y el aspecto social de tener otros compañeros que hagan preguntas es importante para aprender un idioma, pero sucede muchas veces que, sea porque uno no tiene muchas habilidades con los idiomas y necesita más tiempo para pensar las cosas, o por el contrario que uno tiene un gran talento con los idiomas, y tener otros alumnos de aprendizaje más lentos realentice el aprendizaje, que la opción de ir con un profesor particular se transforma en la mejor manera de aprender efectivamente un idioma.

La razón principal para aprender idiomas con un tutor es que éste se concentrará al 100% en tu persona y en tus capacidades, como también tus necesidades de aprendizaje y en tus objetivos. Lo primero que debería hacer cualquier profesor que se dispone a dictarte clases particulares es hacerte un exámen de nivel lo más específico posible, para conocer tanto tus aptitudes escritas, como orales. A continuación, un cuestionario sobre tus objetivos en el idioma, ¿para qué aprendes el idioma? ¿Cuál es tu objetivo concreto? ¿Qué nivel te gustaria alcanzar a mediano plazo? Siempre imponiéndote metas concretas y alcanzables. Porque si primer respuesta es “quiero hablar en dos meses inglés fluidamente” o “antes de fin de año quisiera ser capaz de entender al Fausto de Goethe en versión original”, esas metas no son ni alcanzables, ni factibles, y te recomendaría que dejes un poco la bebida.

profesor personal

Por supuesto que la posibilidad de tener un profesor particular no significa automáticamente que progresarás en el dominio del idioma. Un 50% del trabajo te corresponde a ti, el estudiante, que deberá esforzarse lo más posible, leyendo mucho, buscando palabras nuevas y tratando de aclarar todas las dudas y preguntas que surjan en el proceso con tu profesor. Si piensas que el profesor hará el trabajo duro por tí, te equivocas. Un tutor personal sigue siendo una persona, pero el hecho de que se le pague por darte clases a ti únicamente, hará que se haga muy reactivo a tus intenciones y motivaciones. Si tu eres una persona que trabaja duro, propone temas, trae preguntas, lee material extra además de lo leído en clase, hace siempre todos sus deberes y se esfuerza por aprender, el profesor hará lo mismo y te traerá más cosas para que leas y aprendas.

Si todo sale bien, el desarrollo de las clases transcurrirán con éxito y aprender en muy poco tiempo el idioma, cumpliendo tus metas.

¿Has tenido experiencias con tutores personales? Cuéntanos en los comentarios 😀

Fotos en esta entrada:
Alumno y profesor
Tutor personal
Profesor

13 consejos para aprovechar la biblioteca

biblioteca panoramicaConsejos para aprovechar tu visita a una biblioteca

En esta entrada de Escuela de idiomas te presentamos 13 consejos con los que podrás aprovechar tu visita a la biblioteca en un 100%. Desde buscar tus libros favoritos, hasta encontrar el libro de textos que buscabas, todo eso y más… en este listado.

Cosas útiles que se pueden hacer en una biblioteca

  1. Estudiar tranquilo
    La razón más evidente para ir a una biblioteca es para aislarte un poco del mundo y poder estudiar tranquilo para algún examen. Estudiar otro idioma es también muy útil cuando uno se aísla aunque sea por poco tiempo del idioma que escucha todo el tiempo en la calle. Podrás armar tu pequeña burbuja del idioma. Por unos minutos sentirás, al escuchar la radio o estudiar algún texto en otro idioma, que estás en otro país. Una manera excelente de seguir aprendiendo.
  2. Leer libros libremente
    Cómo dijimos en el punto anterior la ventaja más grande de una biblioteca es su aislamiento. Es así que podrás compenetrarte mucho más con la historia de cualquier libro que estés leyendo. Podrás leer más y comprender mejor lo que lees. Si tienes un diccionario al lado, no te costará tanto su búsqueda porque siempre estarás sentado. La posición es muy importante al momento de la lectura.
  3. Escribir con calma tus pensamientos
    Mucha gente necesita tranquilidad para poder escribir. Es difícil imponerse el hábito de la escritura, pero uno siente en una biblioteca que está acompañado y se automotiva para hacerlo. Si necesitas escribir, sea algún trabajo o porque tienes algún proyecto personal, la biblioteca es tu lugar.
  4. Conocer gente con mismos intereses
    No es lo más común, pero muchas veces las miradas más cómplices surgen en los lugares más tranquilos.  Es una certeza que al menos la gente no será del todo ignorante, porque si están en una biblioteca quiere decir al menos que saben leer.
  5. Utilizar wifi gratis
    Tanto como el punto anterior, no siempre sucede, pero muchas veces se puede disfrutar de Internet gratuita en los centros de estudios. Las bibliotecas más modernas no son la excepción, con lo que además de estudiar, escribir o leer, podrás revisar tus correos y quizás un poco Facebook (pero solo un poco).

Y ya que estás en la biblioteca puedes…

Aprovechar el material de una biblioteca

  1. Libros de literatura en otros idiomas
  2. Diccionarios de todo tipo multilingües o monolingües
  3. Libros sobre otros temas (filosofía, política, cuestiones técnicas)
  4. Libros para niveles inferiores, principiantes y nivel escolar.
  5. Autores agrupados según sus idiomas
  6. Aprovechar otros formatos: música y películas
  7. Informarte sobre eventos pasados con el archivo de periódicos
  8. Lee tus cómics favoritos

¿Qué otros consejos se te ocurren para aprovechar tu visita a la biblioteca? ¿Cuándo ha sido tu última visita a una biblioteca? ¡Cuéntanos tus experiencias!  

Fotos utilizadas:
 Panorámica de una Biblioteca
 Estantería con libros
 Más libros

12 razones para tener un buen diccionario

busqueda en diccionarioLa obvia: tendrás las definiciones de las palabras que buscas. Que después de todo, para eso sirve un diccionario, ¿no es cierto? Si lo decimos de manera poética: expandirás tu conocimiento del vocabulario que aprender. Queda más bonito, ¿no? Sin palabras, no podemos expresarnos, y por ende, no son solo útiles, sino imprescindibles a la hora de hablar un idioma extranjero.

Encontrarás como pronunciar las palabras correctamente: en versión online podrás escucharlo, sino deberás aprender la simbología de la pronunciación. Muchas veces incluso cuando sabes la definición de la palabra no sabrás como se pronuncia, y en esta cuestión, el diccionario también será tu amigo. (Olvida a Oliver y a su balón, tu nuevo amigo será tu diccionario).

Aprender otras palabras al mismo tiempo: mientras buscas la palabra que no entiendes en tu diccionario, quizás pases por la familia de palabras de esa que buscabas, u pasarás por otras que encontrarás interesantes. Esto sucede más seguido cuando buscas una palabra en un diccionario de papel, pues tienes que pasar página por página para encontrar lo que buscas. Sin embargo, los diccionarios online agregan muchas veces el famoso “quisiste decir…” donde agregaran otras variantes de la misma palabra que puede que también sea interesante aprender.

Tendrás siempre ejemplos para entender mejor en contexto (en los diccionarios en versión papel, podrás encontrar ejemplos típicos y en los diccionarios online podrás encontrar en los foros preguntas de otros usuarios acerca de la misma pregunta sus usos y su frecuencia en el idioma, de vital importancia en el caso en que la palabra esté fuera de uso, o no se use en un país determinado, o tengo un significado particular en otro país).

No necesitas Internet para acceder  a su contenido (puede ser diccionario Software o en versión libro, con lo cual si se te corta la luz o la internet, podrás seguir adelante aprendiendo idiomas)

Aprenderás con gráficos (los diccionarios traen ilustraciones cuando alguna palabra se dice de diferentes maneras, o está conformada de diferentes partes constitutivas, o hay diferentes variantes, como por ejemplo razas de perros, el cuerpo humano, nacionalidades, etc.

partes del cuerpo diccionarioAprenderás con mapas (todo buen diccionario que se jacte de serlo incluirá mapas donde podrás aprender los nombres de los continentes, países y ciudades en el idioma que estés aprendiendo. Es importante, cuando te presentas en un idioma extranjero, saber decir de dónde vienes en esa lengua.

Hechos históricos y datos curiosos (muchos diccionarios, sea en versión online o en papel, traen hechos históricos o datos curiosos sobre la palabra que estás buscando, con lo cual también podrás expandir tus conocimientos de la cultura. Algunos hasta explican su origen etimológico, aunque creo que solamente queremos „expandir nuestros conocimientos de la cultura“ hasta cierto punto, ¿no es cierto?

Aprender la gramática del idioma: muchos diccionarios incluyen en el final del libro explicaciones básicas de la gramática. Es cierto, un diccionario no es quizás EL libro para aprender un idioma, sino una herramienta para mejorar. Pero, si tienes alguna duda y no tienes tu libro de texto a mano, o te vas de viajes y solo puedes elegir un libro o se está incendiando tu casa y solo puedes elegir una cosa… te recomendamos que sea el diccionario.

Adornará tus estanterías: quedan siempre bien porque son libros grandes, y aunque jamás lo hayas utilizado, te dará prestigio-.

Conseguirás chicas “Ay, ¿aprendes italiano? ¡Yo también!” Será un imán para las chicas nerds.

Si ninguna de las anteriores te ha servido… siempre podrás usar los diccionarios para trabar puertas, para levantar el monitor de tu computadora al nivel de la vista, para estirar un papel, para abrir nueces, para golpear a tu hermanito que no te deja tranquilo, etc.-.

¿Qué otras usos útiles les darías a tus diccionarios? ¡Déjanos tus comentarios!

Partes del cuerpo de Double—M
Diccionario de greeblie
Diccionario de SarahB

Consejos para mejorar la pronunciación

chica practicando pronunciacion

El escrito y el oral, son las dos grandes áreas de un idioma. Si escribes bien o si escribes mal, solo un grupo muy selecto podrá juzgarlo (a quienes les escribas cartas o emails regularmente), y pasará normalmente desapercibido. Un gran problema, si lo haces mal, y una gran ventaja, si lo haces bien, es la pronunciación de un idioma. Puedes ser el mejor escritor del mundo, pero si hablas mal un idioma, todo el mundo calificará tus conocimientos como bajos. Un buen manejo de la oralidad y utilización de sonidos de un idioma son señal del dominio del mismo.

Pero, ¿qué se puede hacer para mejorar la pronunciación de una lengua? Existen técnicas generales para mejorar la pronunciación de cualquier idioma, y luego las existen para hacerlo con lenguas extranjeras. Ambas son útiles e interesantes, y lo mejor es combinarlas para obtener un resultado óptimo. ¿Lo negativo? No es fácil y hay que trabajar. Pero que no los desaliente, solo alcanza con no bajar los brazos y practicar un poco todos los días. He aquí la primera lista para mejorar la dicción en cualquier idioma:

1. Hablar lentamente:

Hablar rápido no es sinónimo de hablar bien. Mucha gente que empieza a tener un dominio del idioma empieza a acelerar el ritmo para paliar los pequeños errores que aún comete. Si hablas lentamente todo el mundo entenderá perfectamente lo que dices, y es, después de todo, el objetivo de hablar un idioma, comunicarte con otras personas, y que esos destinatarios entiendan lo que dices.

2. Hacer pausas:

Respirar hace bien, no solo para el cuerpo y nuestras células, sino también para el lenguaje. Tomar aire para hablar mejora el tono de nuestra voz, podemos hablar más claro y más fuerte, facilitando a nuestro oyente la comprensión de lo que decimos. Esos segundos que tomas para respirar sirven también para dejarle tiempo a quien nos escucha de asimilar lo que venimos de decir, o quizás de agregar contenido a la conversación.

3. Articular bien:

Marcar bien las palabras que queremos decir. Es mejor que nos digan que exageramos la articulación a que nos pregunten qué es lo que quisimos decir. Es la misma regla que se les enseña a las personas que estudian para trabajar en la radio por ejemplo. Es imprescindible articular bien para poder hablar de manera eficiente un idioma.

4. Tener en cuenta la oratoria:

La oratoria es un conjunto de elementos que van más allá de la oralidad. Uno puede utilizar el cuerpo en su totalidad (manos, brazos, gestos con la cara, etc.) como también la utilización correcta del cambio de tonos entre otros recursos (mirar a los ojos, credibilidad preexistente de la persona que habla, entre otros). Para mayores informaciones te recomendamos que leas al autor máximo de oratoria: Aristóteles.

No son muy difíciles, pero como dijimos, se necesita consistencia y esfuerzo. El caso del tipo de personas que utilizan las primeras cuatro reglas son los políticos. Ningún político habla mal, pues es su trabajo hablar bien (siempre cuando hablemos de buenos políticos, aunque mejor no meternos en ese tema). Les mostramos el ejemplo de Nicolás Sarkozy, es antiguo presidente francés. Sarkozy habla lentamente, sin prisas y sin pausas, y deja espacios intermedios entre frase y frase para que el interlocutor “mastique” el contenido. Esas pausas intermedias ayudan mucho al lenguaje y a la comprensión de lo que dice. Su articulación es correcta, y pronuncia “todas las letras”, como se suele decir. Finalmente, utiliza cambios de tonos y se apoya en el movimiento de manos y brazos, como así también de sus expresiones faciales para transmitir el mensaje. Es un resumen de los cuatro puntos antes mencionados.

Fotos utilizadas en esta entrada:

Nombre difícil: De la usuaria gingerpig2000
Chica practicando pronunciación: Del usuario Hans_van_Rijnberk